Archive for 28 agosto 2008|Monthly archive page

Series de televisión

La televisión está llena de series, en todos los canales, a todas horas, sobre cualquier temática y para todo tipo de espectadores, tanto en imagen real como en animación.

Pero muy pocas son las series de televisión que me han enganchado.

Con CSI acabo tirándome de los pelos al ver ampliaciones de fotografías o vídeos imposibles, análisis de ADN en cinco minutos o cómo en un fragmento diminuto de cristal roto de la ventanilla de un coche aparece por casualidad un código de barras que les revela el fabricante del coche, modelo, año, color y si tenía o no climatizador de serie.
Aguanté muy pocos capítulos con Perdidos, una serie que trata de “algo” que no se sabe lo que es y en la que aparecen mas cosas que no se sabe lo que son y, utilizan la vil patraña de dejarte con la miel en los labios esperando que en el próximo capítulo se desvele, pero no, como mucho aparece otra cosa misteriosa y como te pierdas uno ya vas Perdido.
Reaper no pintaba mal, pero resultó que los capítulos son todos muy similares y con una línea de acción demasiado plana que acaba por aburrir.
Con Shark mas de lo mismo, repetición y la niñita de papá irritante que no encaja ni a martillazos, aunque lo peor es la pésima voz y doblaje que le han hecho a James Woods.
Otras series como Dexter, a dos metros bajo tierra, Nip Tuck, etc… sencillamente no se por donde cogerlas. Y hay muchas mas, pero ya me he extendido bastante en lo que no me gusta.

Básicamente son dos las series que mas me han gustado y, puestos a perder el tiempo delante de la caja tonta prefiero echar unas risas con algo alegre y divertido. Bastantes detritos tenemos que tragar en la vida real como para engullir mas en televisión.

Aquellos maravillosos 70 (That ’70s Show)
http://www.that70sshow.com/

A día de hoy no hay serie que me haya gustado mas, y por algo es la única que ha conseguido que la vea entera.

Cuenta de forma inocente, divertida y entrañable la década de los 70 vivida por un grupo de amigos en plena adolescencia, donde no faltan el sexo, lasdrogas y el Rock and Roll tratados con una sorprendente falta de prejuicios y sin la dichosa moralina habitual, rodeados de Led Zeppelin, refrescos Tab y posters de Farrah Fawcett.

Donna Pinciotti (Laura Prepon), Steven Hyde (Danny Masterson),  Michael Kelso (Ashton Kutcher), Jacky Burkhart (Mila Kunis) y Fez (Wilmer Valderrama), se reúnen a menudo en el sótano de Eric Forman (Topher Grace) atrincherándose de sus padres, Red (Kurtwood Smith) y Kitty (Debra Jo Rupp) formando “el círculo”, sufriendo amores, desamores, peleas, planeando gamberradas y lidiando con los exámenes del instituto.

Es recomendable seguir todos los capítulos, pero no desorienta perderse alguno.

Ganó sendos “YoungStar Awards” en 1999 y 2000, otros “Teen choice Awards” en 2003, 2004, 2005 y 2006, dos “Hollywood Makeup Artist and Hair Stylist Guild Awards” en 2000 y 2001, un “American Choreography Awards” en 2002 y un “Emmy” en 1999.

No se la pierdan.

Cosas de marcianos (3rd Rock from the Sun)
http://www.carseywerner.com/3rdrock.html

Hace poco recordé esta serie tan maltratada por la televisión, ya que cambiaron el horario de su emisión innumerables veces y se hizo imposible seguirla. Pero pude ver algunos capítulos y me dejaron buen sabor de boca.

Me he puesto a verla de nuevo y he comprobado que se trata de otra incomprendida y tristemente poco valorada serie, y me está gustando tanto que va a ser la segunda que vea entera.

Cuenta la historia de cuatro extraterrestres que llegan a la tierra en misión de exploración para reunir información sobre el planeta y sus habitantes. Se transforman en la familia Solomon, donde Dick (John Lithgow), jefe de misión, se infiltra en la universidad como profesor aprovechando sus conocimientos de física, Sally (Kristen Johnston), militar condecorado, adopta el papel de ama de casa y mujer fatal, Tommy (Joseph Gordon-Levitt), oficial de información y miembro mas longevo, adopta forma de adolescente con las hormonas en plena ebullición y Harry (French Stewart), sirve de enlace con la Gran Cabeza Gigante en su planeta natal.

Lo que debía ser una misión rápida se demora cuando los alienígenas experimentan las sensaciones humanas, como el amor que siente Dick por su compañera de trabajo la Doctora Mary Albright (Jane Curtin) y Sally por el policía local Don (Wayne Knight) resumiendo quedarse indefinidamente para aprender mas sobre nosotros.

Salvo pocas excepciones como capítulos dobles, estos pueden verse en cualquier orden.

La forma inocente y entrañable de los capítulos, donde el humor brota de cualquier situación sin recurrir a la violencia morbosa, al lenguaje soez y vulgar o a lo absurdo sin que por  ello se dejen de tocar los temas mas escabrosos, me recordaba algo, así que investigué.

Resulta que Cosas de Marcianos está escrita por el matrimonio de guionistas Bonnie y Terry Turner, que también escribió Aquellos Maravillosos 70 ¡Que casualidad! También han escrito los guiones de películas como Los Caraconos y Wayne’s World.

Cosas de Marcianos ganó dos “YoungStar Awards” en 1997 y 1998, un “Young Artist Award” en 1998, dos “Screen Actors Guild Awards” en 1997 y 1998, un “Satellite Award” en 1997,  un “Golden Globes, USA” en 1997, un “American Comedy Award” en 1997, y tres “Emmy” en 1996, 1997 y 1999, entre otros.

Tampoco se la pierdan.

Entre otras series que me han gustado podría citar a Becker, otra gran desconocida.

Becker (Ted Danson) es un médico borde al estilo de House, pero sin tanto hijoputismo, que tiene una consulta en New York y siempre está quejándose de la estupidez del mundo que le rodea. La acción ocurre mas en la cafetería a la que acude frecuentemente que en su consulta, donde mantiene una relación de amor-odio con la camarera, que junto al kiosquero ciego son de los pocos que aguantan su mal humor. Los capítulos cuentan historias individuales, saltarse alguno o el orden no importa. Muy recomendable también.

Me llamo Earl y House son brillantes, pero a mi parecer han caído en la repetición y monotonía que hace que pierdas interés por ellas, aunque en estos casos ha ocurrido mas tarde que de costumbre. Han aguantado bastante bien.

Últimamente estoy disfrutando con una serie de animación bastante inusual.
Las macabras aventuras de Billy y Mandy.
Billy y Mandy son dos niños que jugando al limbo ganaron una apuesta con La Muerte, con el de la guadaña, con Calavera, que desde entonces y para siempre ha de ser forzosamente su amigo y atender sus mas disparatadas peticiones. Los capítulos cuentan historias tanto coherentes y con un guión mas o menos trabajado como absurdas y sin sentido, con el único propósito de pasar un rato desternillandose, lo que me recuerda otra serie del estilo, el perro cobarde “Agallas” ¿Que se fumarán los guionistas?


Perturbadoramente interesante.

Hablando de series de animación no puede evitarse mencionar a Dragon Ball.
Enganchadito estaba de pequeño. Me encantaba. Y me sigue gustando, pero siempre hasta el momento en que el protagonista, Son Goku, se hace mayor y todo cambia. Los argumentos pasan a ser mas siniestros, hay un aumento exagerado de violencia y predominan los “disparos” de energía para matarse a distancia… o cargarse un planeta entero. Muerte, muerte y mas muerte.

Mientras Goku era pequeño se contaban historias de valor, de heroísmo, de trabajo duro y de amistad. Las peleas eran por motivos mas nobles y eran cuerpo a cuerpo, basadas en movimientos y combates reales de artes marciales, donde el objetivo no tenia porque ser siempre matar al contrincante. Había muchos mas personajes que interactuaban entre ellos, mas escenarios e historias interesantes. El pequeñajo y bonachón con cola nos alegraba el día haciéndonos reír y disfrutar mientras se atiborraba de bolas de arroz, bols de fideos y repartía leña a los malos.

Pero quizás con mas cariño que a Dragon Ball recuerdo al Dr. Slump y su inolvidable Arale.

El Dr. Senbei Norimaki, inventor, crea un robot con forma de niña llamado Arale. Por un error técnico resulta que Arale tiene una fuerza descomunal. Junto a Gatchán (el come todo pequeñín), la profesora Yamabuki (el amor platónico de Senbei), Taro, Pisuke, Akane, los marcianos con cabeza de culo, Godzilla, Gamera y un sinfín de divertidos personajes pasé muchas horas desternillándome con un humor infantil al mas puro estilo japonés.

Cacas pinchadas en palos, inventos super sofisticados para verle las braguitas a la Srta. Yamabuki, artilugios para agrandar o empequeñecer las cosas, relojes del tiempo, competiciones de fuerza y velocidad, viajes espaciales, etc… Lástima que hoy en día sea difícil conseguir las primeras temporadas, y hace mucho tiempo que ninguna cadena la emite.

Cuando termine Cosas de Marcianos, revolveré un poco a ver si los doctores Becker y Senbei Norimaki quieren volver a compartir un tiempo conmigo.

¡Sayonara!

Botellón

No solo hace falta ser estudiante y no tener ingresos. Incluso si uno es trabajador salir de fiesta puede ser una ruina. El precio de los cubatas en los locales es absurdo, la cerveza carísima, los refrescos también e incluso el agua, por no hablar de la entrada que cobran algunos.

Además es muy frecuente sentirse como sardinas en lata y recibir pisotones, codazos, empujones y otras vejaciones. Acercarse a la barra, baño, ropero o simplemente salir puede ser una odisea y es común perder a una o varias personas del grupo.

Por estas y otras razones los jóvenes muchas veces prefieren el botellón.

Por el precio de un cubata en un pub o discoteca tienen la botella de dos litros de refresco y la de litro de bebida alcohólica en un supermercado. Por el precio de un tercio de cerveza tienen cuatro litros. La diferencia es abismal. Sobra para hielo, aperitivos, etc… incluso para llenar el depósito del coche. Además pueden elegir donde ir, estar a sus anchas, poner la música que quieran y disfrutar hasta la hora que les de la gana. ¿No es estupendo?

Pero las autoridades prohíben el botellón en casi todas partes y, los jóvenes protestan reclamando su derecho a divertirse.

Vamos a ver:

Playa del Orzán tras una noche de San Juan

Playa del Orzán después de una noche de San Juan

Después de haberse comportado como unos CERDOS DESCEREBRADOS y haber dejado el sitio lleno de MIERDA ¿Todavía reclaman que no se les deje repetir? No se donde vamos a parar. ¡Con lo poco que cuesta dejar el sitio como estaba! Por no hablar del volumen de la música y los alborotos cuando hay vecinos cerca. Los jóvenes de hoy en día no respetan nada y viven como si fueran los amos del mundo, dándoles igual si con su actitud perjudican a alguien. Luego encima se quejan si se les amonesta, prohíbe o se encarece algún servicio destinado a ellos por temer consecuencias.

Vivimos rodeados de gente y, mucha de esa gente no piensa como nosotros, no tiene los mismos gustos ni las mismas costumbres. Basta con pensar un momento en las cosas y la gente que nos rodea antes de hacer algo para que todos podamos vivir en paz y sin que surjan prejuicios. Prejuicios como los que hay, creo justificados, contra el botellón.

Sinpa en El Bulli

Mucho se ha hablado últimamente de Pascal Henry, un gourmet suizo que hacia una ruta gastronómica por un montón de restaurantes distinguidos con tres estrellas Michelín y que desapareció tras cenar en El Bulli, el restaurante del conocido cocinero Ferràn Adrià, cuando dijo que salia un momento a por una tarjeta de visita y no volvió.

Cuando me enteré del asunto gracias al Roboc no le dí importancia, pues hoy en día hacen noticias sobre cualquier chorrada pero, cuando supe el desenlace ya me tocaron las narices.

Los Mossos d’Esquadra organizaron varias batidas por tierra y aire en busca del individuo, se abrió una investigación e incluso la Interpol se puso a buscarlo. Pero ¿quien es ese tío para liar la que ha liado? Entonces pensé que, claro, uno no se larga de El Bulli tan alegremente sin pagar. A este le va a caer la del pulpo.

Pascal Henry junto Paul Bocouse, otro reconocido cocinero.

Pues resulta que Pascal Henry ha sido localizado con las botas puestas sano y salvo en Ginebra, gracias al seguimiento de sus tarjetas de crédito que hizo la Interpol. Dicen que se le ve tan alegre y sin preocupaciones en las imágenes de un cajero automático, sacando dinerito.

¡Ahora es cuando le trincan! Dije yo. Pero no. Resulta que no había ninguna denuncia de desaparición para Pascal Henry ¿Entonces por qué tanto rollo? Claro, claro, por irse sin pagar. Pues no, porque Ferràn Adrià dice que por la cantidad irrisoria de 250 euros que costó su cena no va a poner ninguna denuncia y bla, bla, bla…

Ferràn Adrià

Ferràn Adrià

Total, que han armado un follón para nada. Se ve que nadie podía vivir tranquilo sin saber donde estaba Pascal Henry. Pero querían saberlo porque sí, no por nada en especial. Ya ves.

Lo que mas me revienta es pensar en lo que me habría pasado a mí si me hubiera ido sin pagar de El Bulli.

¿Mas? Pues mas: La notificación de la Interpol que indicaba el descubrimiento del paradero del gourmet llegó con dos días de retraso a los Mossos d’Esquadra, que seguían buscando, ya que a un funcionario no le pareció algo urgente y la puso “a la cola” (5 de agosto) Al día siguiente estaba malito y no fue a trabajar ( 6 de agosto) El 7 de agosto vio la notita y avisó a sus superiores.

Ah! La burocracia!

Mi corazón arde

Volviendo a ver por millonésima vez el anuncio de Mercedes “Clouds” que puse mas abajo aquí, me pregunté cual seria la música que sonaba en el.

Pues bien, la encontré:

Mein Herz Brennt

Nun liebe Kinder gebt fein Acht
ich bin die Stimme aus dem Kissen
ich hab euch etwas mitgebracht
hab es aus meiner Brust gerissen
mit diesem Herz hab ich die Macht
die Augenlider zu erpressen
ich singe bis der Tag erwacht
ein heller Schein am Firmament
Mein Herz brennt

Sie kommen zu euch in der Nacht
Dämonen Geister schwarze Feen
sie kriechen aus dem Kellerschacht
und werden unter euer Bettzeug sehen

Nun liebe Kinder gebt fein Acht
ich bin die Stimme aus dem Kissen
ich hab euch etwas mitgebracht
ein heller Schein am Firmament
Mein Herz Brennt

Mein Herz Brennt

Sie kommen zu euch in der Nacht
und stehlen eure kleinen heissen Tränen
sie warten bis der Mond erwacht
und drücken sie in meine kalten Venen

Nun liebe Kinder gebt fein Acht
ich bin die Stimme aus dem Kissen
ich singe bis der Tag erwacht
ein heller Schein am Firmament
Mein Herz brennt

Mi corazón arde

Ahora, queridos niños, prestad atención
soy la voz de vuestra almohada
os he traído algo
me lo he arrancado del pecho
con este corazón tengo el poder
que chantajea a los párpados
cantaré hasta que amanezca
a un brillo claro en el firmamento
Mi corazón arde

Vienen a por vosotros de noche
demonios, espíritus, hadas negras
salen del sótano
y mirarán debajo de vuestras sábanas

Queridos niños, prestad atención
soy la voz de vuestra almohada
os he traído algo
un brillo claro en el firmamento
Mi corazón arde

Vienen a por vosotros de noche
y os roban vuestras pequeñas lágrimas calientes
esperan a que salga la luna
y las introducen en mis venas frías

Queridos niños, prestad atención
soy la voz de vuestra almohada
os he traído algo
un brillo claro en el firmamento
Mi corazón arde

Mazda 787B

Otra gloria olvidada.

El primer y único coche con motor rotativo en ganar las 24 Horas de Le Mans.

Fue en su 59ª edición, del 22 al 23 de junio de 1991 con Johnny Herbert, Volver Weidler y Bertrand Gachot al volante durante 362 vueltas y 4923.2 Km a una media de 205.3 Km/h

Fue el Mazda 787B

Medía 1.99 metros de ancho y 4.78 de largo con 2.66 metros de distancia entre ejes. Construido con fibra de carbono, kevlar y otros materiales compuestos solo pesaba 830 Kg Una caja de cambios manual Mazda-Porsche de 5 velocidades con diferencial autoblocante transmitía la potencia a las enormes ruedas traseras de 355mm (300 para las delanteras) Dunlop con llantas de 18 pulgadas. Discos Brembo de carbono ventilados en las cuatro ruedas se encargaban de pararlo. Como curiosidad, las tomas de admisión eran un par de “periscopios” junto a las ruedas traseras que subían o bajaban según convenía controladas por la centralita electrónica del coche.

Todo eso estaba impulsado por el motor Wankel R26B de cuatro rotores con tres bujías secuenciales por rotor y 2616cc que entregaba 700Cv a 9000rpm y 608Nm a 6500rpm dando al coche una relación peso/potencia de 1.19 Kg/Cv y un paso de 0-100Km/h en menos de 3 segundos. Además, su diseño compacto y bajo peso eran una gran ventaja.

Presten atención al minuto 0:50 del siguiente vídeo:


-Si el Diablo tuviera coche, sonaría así-

Otra prueba en pista del juguetito en cuestión:

.

.

.

Como era de esperar, tras ganar la carrera la FIA (Federación Internacional de Automovilismo) decretó que todos los motores debían atenerse a las especificaciones de la F1 y, el motor Wankel pasó a la historia.

Al menos Mazda, no lo ha olvidado…